NASA advierte de un posible asteroide acercándose a la Tierra, se dice que es potencialmente peligroso

Este 2020 nos está dejando momentos para la posteridad: los peores incendios de la historia en Australia, un aumento de la radiación en Chernóbil 34 años después del accidente nuclear, erupciones volcánicas, protestas históricas en Estados Unidos y una pandemia de un virus de origen desconocido. Pero con tantos sucesos, lo que la gente ya no recordará es que en abril, mientras estábamos confinados en nuestras casas, también estuvimos pendiente de la llegada de un gran asteroide. Como ya publicamos en MEP, el asteroide 52768 (1998 OR2) pasó a 6,3 millones de kilómetros de nuestro planeta, es decir, más de 16 veces la distancia entre la Tierra y la Luna.

Sin embargo, fueron muchos los teóricos de la conspiración que dijeron que la pandemia de coronavirus era una ‘cortina de humo’ para el impacto del asteroide el 29 de abril. Está claro que no impactó, por lo que esta teoría quedo completamente desacreditada, por lo menos hasta el momento. Esto no quiere decir que no pueda ocurrir, y tal vez antes de lo que pensamos. Un asteroide considerado “potencialmente peligroso” del tamaño de siete campos de fútbol pasará muy cerca la Tierra este fin de semana.

2002 NN4

El asteroide Atón 163348 (2002 NN4) viaja a una velocidad de 11,146 kilómetros por hora y pasará cerca de la Tierra el sábado 6 de junio. Según el portal astronómico Space Reference, el 2002 NN4 es un asteroide “muy pequeño” que la NASA ha clasificado como “potencialmente peligroso” debido a su paso cercano con la Tierra. Según la NASA , un objeto cercano a la Tierra (NEO) es un asteroide o cometa cuya órbita lo lleva a través de una zona entre aproximadamente 195 millones de kilómetros del Sol, lo que significa que puede pasar dentro de aproximadamente 50 millones de kilómetros de la órbita de la Tierra.

Aunque la gran mayoría de los NEO´s que ingresan a la atmósfera de la Tierra se desintegran antes de llegar a la superficie, los más grandes de alrededor 30 a 50 metros de tamaño y podría causar daños generalizados en y alrededor de sus sitios de impacto. En el caso del 2002 NN4 mide entre 250 a 570 metros de diámetro, lo que hace que sea más grande que el Empire State Building en Nueva York, que tiene 381 metros de altura. Aunque algunos expertos lo consideran pequeño, lo cierto es que el asteroide es aún más grande que el 90% de los demás.

“163348 (2002 NN4) es un asteroide muy pequeño cuya órbita podría acercarlo a la Tierra”, dice el informe de Space Reference.

La NASA cree que el 2002 NN4 órbita alrededor del sol cada 300 días (0,82 años). Se acerca a 0,50 unidades astronómicas (UA) de la Tierra y se mueve a 1,26 UA del Sol. Completa una rotación sobre su eje cada 14.50 días. Los expertos de Space Reference añaden que la órbita del asteroide está a aproximadamente 0.01 UA de la órbita de la Tierra, que está en su punto más cercano. Esto significa que su órbita está relativamente cerca de la órbita de la Tierra. Y es en este punto por el cual se podría convertir en un verdadero problema para nuestro planeta.

Si el asteroide cambiara su órbita e impacta en la Tierra, saldría disparado una gran cantidad de polvo a la atmósfera. En el caso de que sea en el agua, entonces habrá un aumento en el vapor de agua en la atmósfera. Esto daría como resultado un aumento de la lluvia que provocaría deslizamientos de tierra. A nivel regional habría terremotos, huracanes y tsunamis debido al aumento de la energía cinética.

Peligro inminente

Llegados a este punto pensarás que se trata de otro asteroide que simplemente pasará de forma segura cerca de la Tierra. Y tal vez sea así, y no ocurra absolutamente nada. Sin embargo, la pandemia de coronavirus es un claro ejemplo de nuestra ignorancia. Durante el 2019 en Mundo Esotérico y Paranormal nos hicimos eco de las advertencias de científicos sobre una inminente pandemia a nivel mundial. Después publicar las noticias muchos internautas nos acusaron de ‘amarillistas’, presentar noticias con titulares llamativos, escandalosos o exagerados para tratar de aumentar las visitas.

Pocos meses después, el mundo sucumbió al poder de un misterioso virus que ha causado millones de infectados y cientos de miles de muertes, y por mucho que nos quieran vender los gobiernos, lo peor está por llegar. Lo mismo está pasando con los asteroides, estamos advirtiendo que una de estas rocas espaciales podría convertirse en un verdadero peligro para la humanidad. Y no lo decimos nosotros, gran cantidad de astrónomos llevan tiempo alertando que estamos en peligro y ni las agencias especiales ni los gobiernos les hacen caso. Quien sabe, tal vez el 2002 NN4 podría ser el asteroide que cambie nuestro mundo para siempre.

¿Qué opinas sobre el asteroide 2002 NN4? ¿Cambiará su órbita e impactar contra nuestro planeta?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares