Avión que se estrelló en Japon aparece misteriosamente en radares 35 años después

Cuando la mayoría de la gente piensa en lugares embrujados, probablemente imaginan casas viejas en ruinas, bosques aterradores o edificios históricos con trágicas historias. Sin embargo, los fantasmas suelen estar en lugares inesperados, como en aviones que se elevan a 30.000 pies de altura. Una de estas historias reales de aviones embrujados es la del vuelo 401 de Eastern Airlines, que durante la noche del 29 de diciembre de 1972 se estrelló en los Everglades de Florida, causando la muerte 101 personas, incluidas las del capitán Robert ‘Bob’ Loft y el ingeniero de vuelo Donald ‘Don’ Repo. Muchas partes del avión, especialmente las de la cocina, se consideraron reutilizables y, por lo tanto, se recolocaron en otros aviones de la flota de Eastern.

Fue entonces cuando comenzaron las supuestas apariciones paranormales. En los aviones donde se habían instalado piezas recuperadas, los fantasmas de Bob Loft y Don Repo comenzaron a aparecer. En un caso, la historia cuenta que el vicepresidente de una aerolínea tuvo una conversación con un hombre uniformado de capitán poco después del embarque. A mitad del vuelo reconoció al hombre como el fallecido Capitán Bob Loft. Los avistamientos no solo se limitaron a encuentros fantasmales en los interiores de los aviones. También hubo varios informes de pilotos que aseguraron haber visto el vuelo 401 de Eastern Air Lines, años después del accidente. Finalmente, la amenaza de mala prensa (y el miedo de la tripulación) llevó a la aerolínea a retirar todas las partes recolocadas de los aviones afectados. Pero las apariciones de aviones fantasmas continua hasta hoy en día. Ahora, el vuelo 123 de Japan Airlines, que se estrelló trágicamente hace 35 años, ha sido detectado acercándose al Aeropuerto Internacional de Nuevo Tokio, solo unos días antes del aniversario del accidente.

El regreso del vuelo 123 de Japan Airlines

El 12 de agosto de 1985, el vuelo JL123 de Japan Airlines despegó del Aeropuerto Internacional de Tokio, pero a los 12 minutos del vuelo con destino a Osaka, la aeronave experimentó problemas técnicos que le destrozaron la cola, lo que provocó una caída mortal en las montañas de la prefectura de Gunma. Solo cuatro personas a bordo sobrevivieron, mientras que 520 murieron, lo que lo convierte en el accidente de un solo avión más mortal de la historia.

Muchos todavía recuerdan la tragedia, razón por la cual los internautas japoneses se sorprendieron cuando vieron aparecer el número de vuelo JL123 en el sitio web de tráfico aéreo Flightradar24, solo unos días antes del 35 aniversario del accidente. Parecía estar acercándose al Aeropuerto Internacional de Narita, el miércoles 5 de agosto.

Según Yahoo! News JAPAN, el usuario de Twitter @m3600 vio el número del vuelo cuando revisó los aviones que volaban cerca de su casa. Esto ocurrió pocos días antes del festival de Obon en Japón, una época en la que se cree que las almas de las personas regresan al mundo físico. Este año, O-bon se celebra del 13 al 16 de agosto.

En muchos hogares japoneses, O-bon comienza con el encendido de velas, colgadas en las puertas para guiar a los espíritus a casa. Se cree que los espíritus visitan durante varios días antes de regresar al inframundo, cuando sus viajes de regreso también suelen ser guiados por velas, esta vez lanzadas a los ríos. También se prepara un altar especial en la casa que lleva una variedad de ofrendas para los espíritus: comida y bebida que disfrutaron en vida y, en ocasiones, un pequeño caballo o una vaca hecha de vegetales como pepinos o berenjenas. que sirven de transporte para los espíritus entre los mundos de los vivos y los muertos.

La explicación oficial

Esto provocó todo tipo de reacciones en las redes sociales japoneses, sobre todo una sensación de miedo y terror. Pero para evitar el pánico colectivo, Japan Airlines ofreció una explicación lógica para la misteriosa aparición del número de vuelo en Flightradar24. Al parecer, el “avión fantasma” era en realidad el vuelo JL712 de Japan Airlines, que regresaba a Japón desde Singapur. Sin embargo, un miembro del personal de la aerolínea eligió al azar los caracteres JL123 durante una prueba técnica, y la etiqueta permaneció durante unos 30 minutos, informó el portal de noticias J-Cast.

Japan Airlines se disculpó por la confusión, diciendo que no tenían malas intenciones y que reevaluarían sus reglas de números de avión dentro de la compañía. Si bien la explicación del incidente no fue ni mucho menos sobrenatural, esto no evitó que continuaran las especulaciones sobre la aparición del vuelo 123. Fueron muchos los que dijeron que la aerolínea simplemente quería mitigar la polémica y que en realidad se trataba del avión fantasma apareciendo en el aniversario del trágico accidente. Aunque otros consideraron que no se trataba de una casualidad y que es de una señal de que hay que recordar a las víctimas del accidente.

“Han pasado casi 35 años desde el trágico accidente. Quizás esto no fue un error, sino 520 espíritus que nos dicen que nunca olvidemos lo que sucedió”, dijo un internauta.

¿El vuelo 123 de Japan Airlines regresó del mundo de los muertos? ¿O te crees la versión oficial, que todo fue un error?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares